Partido Socialista de los Trabajadores

P u b l i c a c i o n e s



 

Frenemos despidos y arremetida del gobierno y los patrones. ¡Paro Nacional YA!

La aprobación del TLC por el gobierno de los EEUU no sólo llenó de alegría a los empresarios y al gobierno, también los envalentonó: ahora alistan un mazazo contra el pueblo y los trabajadores. Con el pretexto de allanar el camino a la adaptación del TLC, el Congreso dio facultades legislativas al Ejecutivo por 180 días para que apruebe medidas de promoción a la inversión. Estas medidas, de aplicarse, afectarán gravemente los derechos de comunidades campesinas y de agricultores, y barrerá amplios derechos de la inmensa mayoría de trabajadores.

Hoy los empresarios están en una verdadera escalada de despidos masivos, bajo la mirada cómplice del Ministerio de Trabajo. Lo que en el fondo se busca con todo este siniestro plan es allanarle el camino a los nuevos ajustes que se pretende introducir en el sistema laboral de superexplotación

Una de esas medidas es la llamada “ley de Mypes”. Las micro y pequeñas empresas gozan actualmente de un régimen laboral especial donde a los trabajadores sólo les reconocen 15 días de vacaciones, 15 días de gratificaciones y no les pagan CTS ni se les reconoce otros beneficios. Esta situación afecta a 1 millón y medio de trabajadores. Con la “ley de Mypes” se pretende pasar a esta condición a más de 40 mil empresas medianas y grandes, para arrebatarles a 1 millón 700 mil trabajadores más los derechos que hoy perciben.

Esta amenaza pone al desnudo el verdadero rostro del TLC. García y la CONFIEP no se cansan de hablar de los “fabulosos” beneficios que traerá a la mayoría de peruanos. Pero la verdad es que el TLC está diseñado para beneficiar solamente a los grandes empresarios, en particular a las rapaces multinacionales que saquean al país quienes verán crecer sus ganancias como espuma. Pero esto no los lleva a mejorar su actitud hacia los obreros. Al contrario, pretenden ganar más todavía intentando esta vez cometer un asalto sobre los raídos bolsillos de la clase trabajadora.

Estamos ante un momento de definiciones. Si la dirigencia de la CGTP no saca los pies del plato del gobierno, en los hechos dejará pasar la ofensiva de despidos y se consumará un severo golpe contra el despertar iniciado por la clase obrera.

Hoy los empresarios están en una verdadera escalada de despidos masivos en los sindicatos con la finalidad de doblegar a la naciente organización obrera y a sus líderes. Y esto ocurre bajo la mirada cómplice del Ministerio de Trabajo que nada hace para evitarlos. Lo que en el fondo se busca con todo este siniestro plan es allanarle el camino a los nuevos ajustes que se pretende introducir en el sistema laboral de superexplotación. En este nuevo sistema, se busca mantener dirigentes colaboracionistas con las políticas de superexplotación, y a sindicatos castrados de su potencial de lucha y para figurar como una muestra de que los derechos laborales existen.

Apoyar a las bases en conflicto e impulsar el Paro Nacional YA

Estamos ante un momento de definiciones. Si la dirigencia de la CGTP no saca los pies del plato del gobierno, en los hechos dejará pasar la ofensiva de despidos y se consumará un severo golpe contra el despertar iniciado por la clase obrera.

Las luchas que se realizan por la base son muy importantes pero al mismo tiempo son muy limitadas porque son defensivas y buscan soluciones transitorias o parciales. Hoy tenemos el desafío de impedir la ley Mypes y la LGT elaborado y aprobado entre cuatro paredes, y luchar por acabar con todos los atropellos laborales heredados del fujimorismo y por restablecer plenamente los derechos laborales. Frente a todo esto la CGTP debe ponerse a trabajar en un Plan de Lucha que ponga en primera línea el apoyo a los sectores que están en lucha, y debe convocar de inmediato a una Asamblea Nacional de Delegados que apruebe la fecha al Paro Nacional y ponerse a trabajar por organizarlo.

Desde las bases estamos en el deber de iniciar el debate y aprobación del Paro Nacional. Y hacer carne de la urgencia de esta medida, haciendo que en cada marcha, banderola y volante, se agite la consigna del Paro Nacional.

 


N° 47 - Junio 2008
↓ Versión PDF (2.8 Mb)

F i l m o t e c a

L i b r o s Trotsky en el espejo de la historia, de Gabriel García Higueras